Dificultades en el aprendizaje

La etapa escolar es una de las más importantes de la vida, ya que está ligada al crecimiento y desarrollo del ser humano.
Por ello es fundamental que se transite con alegría y salud.
Sin embargo, los problemas en el aprendizaje son frecuentes en el aula y, generalmente, están vinculados a trastornos de la conducta.
Estas dificultades que no responden a una sola causa, pueden ser abordadas desde distintos tratamientos que permiten hacer de esa etapa un período placentero.
Las razones porque un niño no aprende, son múltiples: familiares, sociales, educativas. neurológicas o psicológicas. Depende de cada chico, de su historia personal y de la relación que establezca con la escuela y el proceso de aprendizaje .
Los problemas de conducta inciden en el bajo rendimiento escolar y, al mismo tiempo, las dificultades en el proceso de aprendizaje pueden provocar alteraciones en la conducta,
Entre los problemas más comunes se encuentran los trastornos de visión que muchas veces pasan desapercibidos, pero que al no permitir que los chicos vean correctamente, los dispersa de la clase. También son frecuentes las dificultades motoras, los problemas auditivos, o complicaciones en relación con el espacio.
Los factores madurativos inciden en las posibilidades de acceso a la lectoescritura y el cálculo:hay niños que no logran hacerlo al mismo tiempo que sus compañeros. Pero aunque a veces la dificultad es seria, también es cierto que cada chico tiene su ritmo y eso debe ser respetado en la medida en que se compruebe su avance en el proceso de aprendizaje.
Con respecto al lenguaje, hay niños que tienen dificultades de pronunciación y este es un problema que se soluciona con el tratamiento adecuado. Pero también existen otros con trastornos más serios, como la imposibilidad de dar nombre a los objetos conocidos, problemas a los que se debe prestar especial atención.
Cada persona tiene incorporados ciertos patrones de aprendizaje que dependen de su historia familiar, personal y ambiental. El modo de aprender, la relación con el medio que se aprende, la mayor o menor rigidez en la apropiación del del conocimiento y en la actividad lúdica se construyen desde que nacemos. Los niños con baja estimulación y poco acercamiento al material de lectoescritura actúan de un modo diferente en la escuela y suele necesitar más apoyo.
Por otra parte, los chicos que sufren por una situación familiar en la que hay preocupación, no prestan atención al proceso de aprendizaje.
los indicios más comunes de que un niño está teniendo dificultades para aprender en la escuela son: distracción en clase,falta de interés, excesiva movilidad, trastornos de conducta, aislamiento y dificultades en la relación con los compañeros y docentes.
Las dificultades en el proceso de aprendizaje no solo depende del niño. Muchas veces, es la escuela la que falla en su metodología de enseñanza o no respeta los tiempos de cada alumno. Sin embargo, estas dificultades son reversibles si existe una buena comunicación con los padres, los docentes y todos los adultos involucrados en el proceso de aprendizaje,
La detección precoz, el trabajo de padres y maestros en el estímulo de logros y el abandono de modelos rígidos de enseñanza son muy importantes en el proceso, al igual que el tratamiento médico cuando es necesario, psicopedagógico o psicológico, según lo requiera cada caso en particular. Otra ayuda invalorable y rápida es el tratamiento con Esencias Florales, es decir impartido por un Terapeuta Floral.
El éxito o fracaso escolar es una marca para toda la vida y por eso, el bienestar del niño en el aula es un tema al que los adultos deben prestar especial atención.

www.institutointegralquilmes.com
info@institutointegralquilmes.com

La imagen puede contener: una persona, sentada