Manzanita

El alma es un puente entre el cuerpo y el espíritu; su misión es tanto espiritual como física. Algunas personas presentan una aversión muy particular por el mundo y el cuerpo físico. Ello puede ser el resultado de su actual creencia filosófica o programa espiritual, o bien puede derivar de creencias profundamente inconscientes acerca del mundo físico que el alma haya adquirido en otras encarnaciones. Esta enfermedad interna se manifiesta a través del sentimiento de que el cuerpo es feo o corrompido o que no tiene un valor intrínseco comparable al del espíritu. El yo con frecuencia considera al cuerpo como un objeto, llegando inclusive a su explotación. Presenta la tendencia a la imposición de regímenes espirituales estrictos o de distintas restricciones ascéticas o alimenticias. Esta perspectiva tan dura a menudo endurece el cuerpo en forma prematura y puede generar muchas enfermedades a pesar de los «perfectos» programas de salud. Manzanita ayuda al individuo a suavizar la relación con la materia física y dirigir su foco espiritual al cuerpo. De este modo el alma termina por considerar al cuerpo como el templo sagrado del espíritu. Manzanita alienta al alma para que se involucre al mundo físico, especialmente con el cuerpo; y brinda la enseñanza de que la materia carece de vida o es inferior sólo si no se encuentra abrazada por la conciencia del alma.

www.institutointegralquilmes.com

7504 6907

La imagen puede contener: planta y naturaleza